miércoles, 21 de agosto de 2019
logo economy journal

NACIONALISMO VASCO

 Redacción

Los ha habidoimperialistas, de gran potencia, sin o con Estado, ofensivos y defensivos, liberales, reaccionarios y hasta revolucionarios.Apelan a los sentimientos y vehiculan muy diversos intereses.Tiende a hegemonizar el ámbito en que operan y utilizando similares argumentos compiten con otros nacionalismos. El nacionalismo, en fin, es también una idea multipropósito.

Con la expansión de esos mercados, sirvió para justificar las guerras de conquista de otras nacionales (colonialismo) y luego el imperialismo, siempre en función de los intereses del mundo desarrollado.
Las ideas del romanticismo alemán añadieron un nuevo carácter al nacionalismo, en base al papel de la lengua, los lazos de sangre y el territorio. Así, la nación adquiere su propia personalidad, un espíritu del pueblo que se refleja en su unidad lingüística, étnica y cultural. No se fundamenta en la adhesión voluntaria sino en la pertenencia, el arraigo y no es la identidad lo que busca sino la diferencia. Los derechos no van de los ciudadanos a la nación, sino de la nación a los individuos, definidos por su origen común.
La nación no es algo natural, sino un constructo
La fuerza del nacionalismo depende de su habilidad para construir un sentimiento de identidad entre personas, al margen de otras lealtades colectivas. De ahí que la nación no es algo natural. Los lazos comunes existían, pero es el nacionalismo el que se encarga de unificarlos y convertirlos en un nuevo modelo de justificación del poder político.
Según la definición del sociólogo J. Breuilly, el nacionalismo es un movimiento político que busca obtener o ejercer el poder del Estado, y que justifica sus acciones con argumentos como que existe una nación con un carácter explícito y peculiar, los intereses y valores de esa nación tienen prioridad sobre todos los demás intereses y valores, y esa nación debe ser todo lo independiente que sea posible; es decir, debe obtener su soberanía política. La Sociedad de Naciones identificó nación y Estado, denominando naciones a todos los estados soberanos. Pero ambas conceptos no son equivalentes, como muestra el hecho de que hay naciones sin Estado y Estados integrados por varias nacionalidades.

Anterior
Siguiente

THE ECONOMY JOURNAL

Ronda Universitat 12, 7ª Planta -08007 Barcelona
Tlf (34) 93 301 05 12
Inscrita en el Registro Mercantil de Barcelona al tomo 39.480,
folio 12, hoja B347324, Inscripcion 1

THE ECONOMY JOURNAL ALL RIGHTS RESERVED

THE ECONOMY JOURNAL

THE ECONOMY JOURNAL ALL RIGHTS RESERVED

Aviso legal - Cookies