lunes, 21 de agosto de 2017
logo economy journal

Julian Ariza Rico

Julian Ariza Rico. Sindicalista

Desde hace ya bastantes años el sindicalismo viene actuando a la defensiva y perdiendo efectivos. Esta situación no es uniforme y se observan variaciones favorables en algunos países, aunque son la excepción en un marco donde la tendencia general es de deterioro de sus capacidades reivindicativas y de respuesta a las agresiones que en las condiciones laborales y de derechos sociales sufren la mayoría de los trabajadores. 

El fenómeno ocurre en paralelo al desarrollo de la que en su día se llamó revolución conservadora que, bajo el lema de "menos Estado, más sociedad", ha inspirado las políticas que están demoliendo conquistas sociales y de ciudadanía en cuya consecución el movimiento obrero y sindical ha sido uno de los principales protagonistas.

Existe, pues, una clara relación de causa a efecto entre la derechización de la vida política, con su correlato de medidas regresivas en lo económico y social, y el debilitamiento del papel de los sindicatos. Si, por una parte, se tienen en cuenta los grandes objetivos de esa revolución conservadora y, por otra parte, se contrastan con los que inspiran la acción de los sindicatos se comprueba la radical incompatibilidad entre ambos. Esta constatación permite extraer una primera onclusión: frente a las voces que cuestionan su propia existencia lo cierto es que los sindicatos son más necesarios que nunca; porque, obvio es decirlo, lo que caracteriza a las políticas en curso es el incremento de las desigualdades en todos los terrenos, singularmente en perjuicio de los trabajadores y sectores más desfavorecidos de la sociedad, que son la referencia y la razón de ser de estas organizaciones. Por sólo poner uno de los ejemplos más significativos de las agresiones a las que tienen que hace frente, ahí están las mil y una medidas encaminadas a transformar en negativo el modelo social construido en Europa tras la Segunda Guerra Mundial, del que poco a poco se va desmantelando su conquista más emblemática: el Estado de Bienestar.


Todo lo que vemos sobre recortes salariales, de derechos sociales, de condiciones de trabajo y prestaciones públicas; todo lo que observamos en cuanto al enquistamiento de las cifras de desempleo, en las contrarreformas fiscales, en el retroceso de las libertades, a la par de actitudes represivas y formas cada vez más autoritarias en la toma de decisiones de los gobiernos, debieran hacer meditar a cuantos cuestionan el papel de los sindicatos sobre qué les pasaría a los trabajadores y gran parte de la sociedad si no existieran o quedaran reducidos a la marginalidad.

Anterior
Siguiente

THE ECONOMY JOURNAL

Ronda Universitat 12, 7ª Planta -08007 Barcelona
Tlf (34) 93 301 05 12
Inscrita en el Registro Mercantil de Barcelona al tomo 39.480,
folio 12, hoja B347324, Inscripcion 1

THE ECONOMY JOURNAL ALL RIGHTS RESERVED

THE ECONOMY JOURNAL

Ronda Universitat 12, 7ª Planta -08007 Barcelona
Tlf (34) 93 301 05 12
Inscrita en el Registro Mercantil de Barcelona al tomo 39.480,
folio 12, hoja B347324, Inscripcion 1

THE ECONOMY JOURNAL ALL RIGHTS RESERVED